Aromaterapia

Aceites esenciales

Árbol de té: Fatiga, agotamiento mental y físico. Falta de emotividad, de creatividad y de fuerza.
Para personas que suelen perder con facilidad su energía vital; que han bloqueado sus emociones y se sienten sucias y/o indefensas.

Azahar:
Para estados de tensión y ansiedad, estados de shock. Estimulante de la regeneración celular.

Canela
Frialdad, apatía, fantasías no vividas, inhibición o desinterés sexual.
Útil en personas que parecen no interesarse por nada. Viven en su propio mundo de fantasías. Carecen de la capacidad de transformar sus propios sueños en realidad, por haber bloqueado sus sentimientos, emociones y creatividad. Parecen tener los pies firmemente sobre la tierra, pero no concretan ni materializan sus ideas. Separación entre mente y cuerpo. Viven tristes en el pasado. La canela aporta el equilibrio de la fuerza y la voluntad para materializar las fantasías, facilita y desbloquea la expresión de los sentimientos y emociones más profundos, libera de la apatía y proporciona la calidez necesaria para asumir los compromisos con uno mismo y con los demás. Recupera la alegría y las ganas de vivir el futuro.

Cedro:
Es un poderoso antiséptico, particularmente del tracto bronquial y urinario. Mucolítico, útil para los estados de malhumor, de irritación e impaciencia.

Ciprés Frustración, pérdida de voluntad, deseo de muerte, pérdida de los objetivos en la vida, abatimiento, sedentarismo, insatisfacción, fastidio, mal humor, irritabilidad, vejez prematura. Indicado en personas que se sienten viejas, suelen aparentar muchos más años de los que tienen, a quienes los problemas superan en su capacidad de resolución. Pérdida de creatividad y fuerza vital. Este les aporta resistencia, fuerza de voluntad, capacidad creativa, deseos de vivir, vigor, la capacidad de regenerar la fuerza psíquica y física.

Enebro: Purificador del cuerpo, alma y espíritu. Desintoxicante, permite dejar fluir las emociones contenidas.

Eucaliptus: Actúa como descongestivo antibacteriano y antiviral. Otorga serenidad y calma.

Geranio Pasividad, indecisión, pérdida de la fuerza de voluntad, estancamiento. Para las personas que les cuesta plasmar sus ideas, se bloquean y les falta fuerza para cambiar la situación. Su mente se mantiene en constante actividad, mientras ellas permanecen pasivas y estáticas. Les aporta entusiasmo, concreción, equilibrio, desarrollo de la creatividad. Integra la voluntad y el pensamiento.

Incienso: Valioso para infecciones respiratorias. Aleja las influencias negativas, ayuda a romper los lazos que nos atan al pasado

Lavanda Agitación, ansiedad, impaciencia, inquietud, desasosiego, angustia, cansancio, abatimiento. Indicado en personas que están desarmonizadas.
Para los que están desequilibrados afectivamente, inquietos, irritables, estresados y alarmados. La Lavanda armoniza y equilibra las emociones, ayuda a las prácticas espirituales, aporta paz, armonía, calma, serenidad.

Lemongrass: Refrescante, antiséptico y desodorante. Estimulante, energizante, interesante para la fatiga mental y el cansancio extremo.

Limón: Eficaz para estimular las defensas del organismo. Tónico del Sistema Circulatorio, estimulante de la mente.

Naranja: Útil para estados de insomnio, antiespasmódico estomacal.

Mandarina: Efecto tónico y estimulante del Aparato Digestivo. Ideal para niños y embarazadas (en diluciones suaves).

Manzana: Ideal para fomentar pensamientos de amor, tanto hacia nosotros como hacia los demás.

Manzanilla Ansiedad, desequilibrio emocional, hipersensibilidad, angustia con opresión en el pecho. Cambios emocionales bruscos. Personas que suelen cambiar de estado de ánimo fácil y rápidamente. Tendentes a las tensiones físicas y trastornos psíquicos. El estrés forma parte de ellas. Duermen mal, sufren pesadillas y a veces sonambulismo. Se conmueven fácilmente. La manzanilla equilibra, estabiliza y armoniza, cuerpo, mente y emociones. Permite descargar las tensiones y aporta calma, paz interior, amplitud de conciencia, poder de razonamiento, juicio interno.

Melissa: Calmante de la frecuencia respiratoria y cardíaca para estados de shock. Aleja los pensamientos sombríos.

Menta Eficaz para la fatiga mental, migrañas, falta de concentración. Útil para trastornos estomacales.

Mirra Aislamiento, soledad, incomunicación, orgullo espiritual, resentimiento. Indicada para personas que se retraen por miedo a ser heridas, que temen la intimidad emocional. Pueden ser personas que han escogido un camino de crecimiento que les haga sentirse por encima de los demás, pero que no aplican su sabiduría a su vida física; no se entregan. La mirra ayuda a restañar las heridas y borrar las cicatrices emocionales, aportando claridad de visión interna, permitiendo la conexión espíritu-mente-cuerpo; insufla el valor necesario para enfrentarse a sus propios miedos y motivaciones para vivir plenamente.

Romero Olvido, desarraigo, aislamiento, desagradecimiento. Para personas a las que les cuesta mucho concentrarse. Para los que no quieren aprender. Son personas hurañas, esquivas, desatentas. En general se produce una desconexión entre el sistema de transmisión de la mente y el cuerpo. Este equilibra las funciones de transmisión interna y ayuda a vivir positivamente en plena comunicación con uno mismo y con los demás. Cambia los marcos de referencia interna.

Rosa: Equilibra los centros energéticos, antidepresivo suave pero potente. Para trastornos emocionales relacionados con la sexualidad femenina.

Sándalo: Poderoso antiséptico, especialmente del Aparato Urinario. Astringente, afrodisíaco, favorece la meditación e induce a estados de armonía.

Tea-Tree: Excelente antiviral, ayuda al organismo a combatir los procesos infecciosos. Útil para trastornos de la piel.

TomilloDepresión endógena, ansiedad, tristeza, hipocondria. Carencia de fortaleza física y espiritual para salir de las crisis. Para personas que nunca paran y llegan al agotamiento extremo. No reconocen sus límites y no hacen nada para invertir la situación hasta haber agotado todas sus defensas, psico-físicas. Les da coraje y fuerza para tomar conciencia de sus propias limitaciones y capacidad. Regula el flujo energético.

Ylang Ylang: Equilibrador de la secreción sebácea. Útil para estados de shock, ansiedad y temor, afrodisíaco.

<< + Info [Aromaterapia]
s